La psiorasis también es cuestión de niños

Imagen de GabyGarcia

La biofarmacéutica global, AbbVie México, recibe aprobación para el tratamiento de psiorasis infantil.  Da a conocer una nueva alternativa para pacientes con psoriasis moderada o severa, que ahora podrá indicarse en pacientitos de cuatro años en adelante. En México, aproximadamente el 2% de la población infantil padece psoriasis pediátrica y, debido a la severidad de la enfermedad, el 50% de éstos llegan a padecer estrés emocional y su calidad de vida se ve seriamente afectada.

La psoriasis es un padecimiento que afecta a ambos sexos[i] y se cree que la principal causa se da cuando el sistema inmune envía señales erróneas que aceleran el crecimiento de células de la piel[ii] formando lesiones severas que, si no son tratadas correctamente, podrían causar mucha irritación, dolor y comezón, que puede ocasionar que en algún momento las lesiones se abran y sangren.

Asimismo, esta enfermedad puede mostrarse de formas muy variables, desde placas muy leves que llevan a un fácil tratamiento, hasta placas muy grandes que suponen un dilema terapéutico importante, por ello, su pronto diagnóstico y el manejo adecuado de esta enfermedad son fundamentales para que se lleven a cabo los cuidados necesarios y se administre el tratamiento correcto.[iii]

Esta dermatosis afecta al 2% de la población general y representa el 4% de las dermatosis en los pacientes menores de 16 años.

La psoriasis pediátrica es una enfermedad dermatológica autoinmune crónica. Por ello, es importante que los padres y los menores afectados, conozcan e identifiquen los síntomas para obtener el tratamiento necesario. Tiene semejanzas con su presentación en el adulto, pero debe tener un manejo terapéutico diferente.[iv]

La psoriasis a muy temprana edad puede llegar a suscitar problemas de salud mental[v] ya que los pacientes se ven limitados a llevar una vida normal y a enfrentarse a obstáculos psicológicos por la visibilidad de las lesiones en la piel.

Un estudio demostró que el deterioro en la calidad de vida en niños de 5 a 16 años que tienen psoriasis[vi] es mayor que otras enfermedades crónicas como la epilepsia y la diabetes.[vii]

De recibir un diagnóstico pronto y acertado, dependerá no tener el riesgo de verse afectados por otros trastornos como la obesidad y la dislipidemia (que puede ser responsable de arterias obstruidas, infartos, derrames cerebrales y otras complicaciones del sistema circulatorio) ya que presentan una importante comorbilidad con esta enfermedad.[viii]

 “Los médicos especialistas deben estar al tanto de que existe el tratamiento biológico de AbbVie, que ayuda a controlar y a que no prevalezcan las manifestaciones de la enfermedad”, informa la Dra. Esther Guevara S., médico adscrita al Servicio de Dermatología del Hospital Adolfo López Mateos del ISSSTE.

La Dra. Guevara menciona que alrededor de un 50% de los pacientes con psiorasis infantil mejoran con los tratamientos biológicos disponibles, como el Aladimumab (Humira de Abbvie), con la dosis y supervisión adecuada.

 “Estamos orgullosos de poder ofrecer un tratamiento de primera línea para enfermedades crónicas autoinmunes, que sirven para incrementar la calidad de vida de los pacientes y controlar su padecimiento. Miles de personas con ésta y otras enfermedades se han visto y se verán beneficiados con esta terapia innovadora”, dice el Dr. José Luis Cañadas, Director Médico de AbbVie México.

 

[i] I. Vidal Olmo, A. Vicente Villa. (2006). Psoriasis. 2017, de AEPED Sitio web: https://www.aeped.es/sites/default/files/documentos/psoriasis_0.pdf

[ii] Psoriasis Fact Sheet. National Institutes of Health, NIAMS. 2010. Available at: http://www.report.nih.gov/  nihfactsheets/Pdfs/Psoriasis%28NIAMS%29.pdf. Accessed April 14 2015

[iii] Asunción Vicente. (2003). Psoriasis en la infancia. 10 julio 2017, de Sección de Dermatología. Hospital Sant Joan de Déu. Universitat de Barcelona. Esplugues de Llobregat. Barcelona. España. Sitio web: http://appswl.elsevier.es/watermark/ctl_servlet?_f=10&pident_articulo=90371061&pident_usuario=0&pcontactid=&pident_revista=51&ty=126&accion=L&origen=apccontinuada&web=www.apcontinuada.com&lan=es&fichero=51v12n06a90371061pdf001

[iv] Opcit

[v] [v] Fotiadou C, Lazaridou E, Ioannides D. Management of psoriasis in adolescence. Adolesc Health Med Ther.  2014; 5:25-34. Available at: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3961070/. Accessed April 14 2015.

[vi] WHO Global report on Psoriasis 2016.

[vii] I. Vidal Olmo, A. Vicente Villa. (2006). Psoriasis. 2017, de AEPED Sitio web: https://www.aeped.es/sites/default/files/documentos/psoriasis_0.pdf

[viii] Augustin M, Reich K, Glaeske G, et al. Co-morbidity and age-related prevalence of psoriasis: Analysis of health insurance data in Germany. Acta Derm Venereol. 2010;90(2):147–151.

Rate this article: 
No votes yet