¿Tradicional o digital: qué es mejor en RP?

RP
Por Vmaster / Shutterstock

Mientras en los medios tradicionales existe la posibilidad de crear mensajes masivos y para diferentes canales, en los espacios digitales se puede conocer directamente al cliente así como obtener métricas y resultados más precisos. En una estrategia de relaciones públicas, ¿cuál será el mejor canal?

TRADICIONAL

La televisión y la publicidad exterior tienen mayor impacto sobre la audiencia comparados con el Internet, pues de acuerdo con el reporte Audiencia General de Medios 2018 (elaborado por la Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación) la TV alcanza a 85.3 puntos, la publicidad exterior tiene 77.6 y el Internet tiene una penetración de 76 puntos.

Además de la masividad, otro de los beneficios es que “el uso de medios tradicionales añade peso y validez a lo que se comparte, dan la credibilidad de terceros a través de medios de comunicación de buena reputación", según explica la agencia de comunicación Infosol, la cual también destaca cuatro indicadores clave al momento de medir la eficiencia de este tipo de canales:

1. Número de publicaciones que se producen al respecto de la marca y el “peso" de la aparición que se hace de la empresa, es decir, si es el eje principal del mensaje, si solo se menciona, etcétera.

2. Diferenciadores de la marca, los atributos que se resaltaron en las publicaciones de un tercero de confianza y que se transmitieron a la audiencia.

3. La distribución correcta es un aspecto fundamental en medios tradicionales, por lo que se debe identificar a  los medios especializados para evaluar si el mensaje llegó a los canales donde está el grupo objetivo.

4. Posición de preferencia en comparación con los competidores.


Los medios tradicionales ayudan a generar visibilidad y conciencia de marca, realizar análisis cualitativos y aumentar la credibilidad de los mensajes.


DIGITAL

Según datos de la Asociación de Internet.MX, en México alrededor de 7 de cada 10 personas tiene acceso a Internet, pues existe un 67% de penetración entre la población de personas mayores a seis años, además de que en promedio pasan ocho horas conectadas a la web.

Incluir medios digitales en una estrategia de relaciones públicas permite incrementar la exposición de una marca, crear o mantener la reputación de una empresa, establecer relaciones de confianza con los consumidores y expandir la capacidad para medir el retorno de inversión.

Según Infosol, estas son algunas de las estrategias e indicadores clave que se deben considerar para una estrategia digital:

1. SEO: se trata de redirigir los mensajes que aparecen en la web (sea en navegadores, redes sociales, etcétera) a los canales oficiales de la marca para entrar en contacto directo con el cliente.

2. Interacciones: interés que generan los contenidos y que se manifestó a través de "me gusta", comentarios, compartidos, etcétera.

3. Alcance: número de personas que tuvieron contacto con los mensajes de la marca, que leyeron algún contenido o le dieron clic a algún enlace.


Los medios digitales son ideales para transformar a lectores, visitantes y seguidores en compradores fieles de la marca. 


En efecto, si ambas plataformas sirven para incrementar el posicionamiento de una marca en el mercado y mejorar las relaciones con los clientes, lo ideal es crear una estrategia integral que combine ambos canales.

Mario Huertero, directivo de Circle Media Agency, considera que el "balance entre estos medios es lo que hace la efectividad de una campaña". Para Huertero,los medios masivos son los que generan conocimiento de marca mientras que los medios digitales que crean relaciones más personales.

¿Cómo utilizas cada uno de estos medios? Cuéntanos en los comentarios y #HazMarketing.

Version Digital NEO

Edicion 230