José Manuel Hermosillo Vallarta

  • Artistas-Creadores, ¿persona física o persona moral?

    Ahora mismo nuestras autoridades fiscales fortalecen de manera anodina el criterio de poner por encima del carácter jurídico, el espíritu creativo de los artistas y la empresa cultural a la actividad desarrollada por la persona física o la empresa –persona moral en general–. Con esto, nuestras instituciones fiscales asumen que será la actividad desarrollada a partir de la cual se determine el gravamen impositivo y no el carácter jurídico del artista o el empresario cultural.
  • La empresa creativa en México

    La idea romántica de exigirles a los poderes públicos un régimen fiscal, específico para la actividad económica cultural es, en principio, aspirar a través de nuestro Modelo de Competencia Económica a generar verdaderas condiciones de desarrollo social.