“Hackean” billboard de feria de bodas

Matrimonio infantil
Imagen: cortesía

Como parte de la campaña “Ayúdalas a no llegar al altar”, la ONG Yo quiero Yo puedo, busca concientizar a la sociedad acerca de una problemática que aqueja a millones de niñas: el matrimonio infantil. 

Esta situación se agudiza en estados como Guerrero, Hidalgo, Chiapas y Oaxaca, donde los derechos a la educación, a la salud y a una vida libre de violencia de casi 300,000 niñas, son violados actualmente al a haberlas forzado, muchas a través de una venta, para contraer matrimonio con hombres mayores, lo que provoca altos niveles de violencia emocional, económica, física y sexual en su contra.

A pesar de que en México el matrimonio forzado es ilegal, forma parte de los usos y costumbres en muchas comunidades.  De acuerdo con cifras de Save the Children, más de 6,800,000 mujeres entre 12 y 17 años han contraído matrimonio o empezaron a vivir en concubinato. 

“Para Yo quiero Yo puedo, no sólo se trata de poner sobre la mesa un problema que aqueja a nuestra sociedad. Nuestro compromiso es contribuir con la erradicación del matrimonio forzado por medio de los programas que llevamos a cabo en diferentes comunidades, donde tomamos como punto de partida las necesidades reales de las poblaciones con una metodología probada, propiedad de la organización, centrada en las habilidades para la vida, de esta manera facilitamos que se vuelvan agentes de cambio”, comenta la Dra. Martha Givaudan, Directora de Yo quiero Yo puedo.  

Del 2015 al 2017, la organización llevó a cabo un programa de desarrollo integral comunitario en 66 comunidades de Metlatónoc, Guerrero, región donde 40% de las niñas son vendidas en matrimonio. Como resultado de este programa, las comunidades mejoraron sus condiciones de vida y previnieron la violencia de género. En 5 localidades se ha trabajado para que el gobierno local finalice la venta de niñas en matrimonio, logrando que 3 de ellas firmaran compromisos formales que ayudaron a que 144 niñas no llegaran al altar.

Con la campaña “Ayúdalas a no llegar al altar”, a través de un video que se está volviendo viral así como de la recreación de un billboard o anuncio espectacular perteneciente a una importante feria de bodas en la Ciudad de México en donde se remplazó la foto de una mujer por la de una niña, Yo quiero Yo puedo, junto con la agencia VMLY&R México, busca dar a conocer una realidad que puede transformarse a través de programas comunitarios. “Para dar mayor difusión a esta problemática, los esfuerzos de la campaña tenían que ser grandes, por eso, además de la recreación de un espectacular, se lanzó un comercial en redes sociales para que la gente reflexione y reaccione”, mencionó la Dra. Givaudan. 
 

Version Digital NEO

NEO agosto