BEDU y Tec Milenio unen fuerzas para encontrar talento especializado

Tuvimos la oportunidad de conversar con Vivián Cazadero Fernández, directora de Learning en BEDU, servicio que soluciona problemas de cobertura de vacantes especializadas, remplazando el reclutamiento tradicional con programas de capacitación para formar perfiles de alto nivel con competencias específicas.

 

Imagen: sitio web Bedu
Imagen: cortesía Bedu

 

Para BEDU es muy importante trabajar de la mano con instituciones educativas como Universidad Tecmilenio, que promueven la formación de nuevas generaciones de profesionales en diferentes ámbitos. Por ello es que en la actualidad existe una alianza entre ambas instituciones, la cual busca desarrollar a los jóvenes estudiantes a través de diferentes modelos educativos innovadores que permiten la eficiencia para el desarrollo de competencias enfocadas a los trabajos del futuro. Un ejemplo de ello, es el Máster en Productos Digitales enfocado en desarrollo de software, el cual diseñamos en conjunto.

 

 

Los mayores atributos diferenciadores que me gustaría destacar son los siguientes:

  • La modalidad blended permite que el estudiante tenga lo mejor de la modalidad presencial, así como el autoestudio, motivando activamente para el aprendizaje.
  • Se promueve el aprendizaje colaborativo y la solución de problemas por medio del desarrollo de proyectos basados en casos de la industria, esto permite no solo aprender, sino desarrollar las competencias necesarias para el mercado laboral.
  • Los expertos que acompañan durante el proceso son expertos en su materia y líderes en la industria, lo que permite estén actualizados y compartan mejores prácticas.

“Como todas las instituciones tuvimos muchos aprendizajes, sin embargo pudimos potenciar en tiempo récord las bondades de nuestro modelo, ya que nacimos como una institución con un modelo blended innovador y capacitando en el desarrollo de habilidades necesarias para competir en el mundo digital.

 

“Un aprendizaje importante fue el mejorar el producto para potenciar su alcance y así poder impactar al mayor número de personas posibles. De esta manera trabajamos en adaptaciones pedagógicas para adaptar los contenidos a un modelo masivo sin perder la calidad y manteniendo el cumplimiento de los objetivos educativos. Así mismo el capacitar a los expertos para transmitir y permear el conocimiento en los alumnos.

 

“Por otro lado se destacó la importancia de no solo capacitar a profesionistas, sino comenzar a permear estos conocimientos en alumnos actuales, que cuando terminaran sus estudios universitarios contaran con todos los elementos necesarios actuales para hacer frente a las necesidades del mercado laboral. Uno de los motivos por los que surge la alianza con Universidad Tecmilenio. Esto se hace posible por medio de certificados en donde los estudiantes eligen diferentes caminos para especializarse e ir enfocando el desarrollo de sus habilidades de acuerdo a sus intereses laborales.

 

Modalidad a distancia: sus bondades

 

La directiva remarcó las bondades de la modalidad a distancia: “Actualmente continuamos operando bajo la modalidad blended remota (distancia) por las bondades y el alcance que ofrece. Sin embargo, dentro del modelo blended, al ser su parte presencial remota se tuvieron algunos retos relacionados con la motivación de los alumnos, el aprendizaje colaborativo y el desarrollo de proyectos. Es por ello que el principal enfoque se ha girado a la generación de comunidad y pertenencia en los grupos, para que de esta manera podamos lograr aún mejores resultados en esta modalidad blended remota.

 

“Ante la transformación digital es apremiante que las personas y compañías adquieran nuevas competencias tecnológicas y digitales. Dentro de los próximos años, los empleos no se parecerán a lo que conocemos ahora, por lo que los profesionales deberán adquirir habilidades y capacidades para trabajos que todavía no existen. De acuerdo con el Informe sobre el Futuro de los Empleos 2020 del Foro Económico Mundial (WEF), se estima que para el 2025, surgirán hasta 97 millones de empleos que se adapten a la nueva división de trabajo entre humanos, máquinas y algoritmos.

 

“Es una realidad que el conocimiento en el uso de las tecnologías se ha convertido en un elemento imprescindible para afrontar los retos profesionales de la actualidad. Los centros educativos necesitan ofrecer programas innovadores que proporcionen a los jóvenes las herramientas y habilidades necesarias para competir en un mundo digital, especialmente en conocimientos específicos en carreras que involucren la ciencia, la tecnología, la Ingeniería y las matemáticas, sin dejar de lado que los empleos requerirán el ejercicio del pensamiento crítico, empatía y creatividad. Atendiendo este contexto, BEDU de la mano con Tecmilenio trabaja para cubrir estas necesidades educativas”, concluyó.

 

Version Digital NEO

Human Connections Media, Recursos de Global en una independiente,  Omnicanalidad, ir más allá. Cómo escalar una App

 


EMSS KOTLER IMPACT ESPAÑOL

 

Shutterstock