¿Un cafecito? Tras la pandemia cambian hábitos de consumo del café

 

El mundo ha cambiado después del confinamiento y debido a los efectos sociales y económicos que ha dejado la pandemia. Los hábitos de consumo también se modificaron significativamente, aunque existan momentos y espacios que los seres humanos no quieren perder independientemente de una nueva convivencia social. Una de esas tradiciones insustituibles es el consumo de café, que durante la pandemia tuvo ajustes importantes en los hábitos, pero hoy empiezan a regresar a la nueva normalidad.

Café
Imagen: Unsplash

 

Con el regreso a los centros de trabajo ya sea bajo un esquema híbrido o 100% presencial, el consumo de café se vuelve un momento fundamental dentro de las dinámicas de convivencia.  De acuerdo con un estudio de Kantar, realizado durante el periodo que abarca el confinamiento, 2019 – 2020, hubo una obvia caída del consumo “para llevar” y “comprado o consumido fuera de casa”. Esta baja hace sentido si recordamos que en ese momento muchas de las personas del país optaron por confinarse o trabajar desde casa para proteger su salud, así como el cierre de restaurantes, cafeterías y en general negocios en donde se vende el café.

 

La baja no quiere decir que los amantes del café dejaron a un lado su bebida preferida, sino que simplemente comenzaron a tomarlo en casa, manteniendo un volumen de 5 tazas por persona a la semana.

 

Actualmente, la nueva dinámica volvió a traer un reacomodo en la forma que la gente consume el café, pues desde hace un año comenzaron a disminuir las ocasiones de consumo en casa y ha aumentado el consumo fuera de casa en modalidad para llevar. Otra ocasión que ha subido es la de compra y consumo fuera del hogar, pues la gente ahora puede retomar esos momentos para disfrutar desde donde estén.

 

Las tendencias son claras y muestran que los mexicanos ya están realizando actividades cotidianas en las calles y en lugares compartidos. En espacios de trabajo, la convivencia ayuda a que la gente pueda ocuparse en colaboración con nuevas ideas y también despejarse al poder compartir momentos juntos.

 

Los puntos significativos de las nuevas modalidades de consumo de café, de acuerdo con el mismo estudio de Kantar patrocinado por NESCAFÉ®, son el desayuno y la cena, donde al parecer, la familia ha reencontrado un momento de paz y antiestrés.

Version Digital NEO

NEO_273, Diversidad, más que una cuota. Crece Podcast. Fintech, que se espera. ISDI Apuesta fuerte en México

 


Targetme DIRECTORIO DE MARKETING

 

LIBRO: La economía de intangibles