México entre los 10 países que más consumen piratería

El Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI) menciona que el 80% de los mexicanos consume piratería, y se prevé que antes de 2022 México ocupará el 5º. Lugar en el ranking de los países que más consumen piratería.


México entre los 10 países que más consumen piratería
Imagen de Dino Geromella para Shutterstock

Con los cambios en autoridades aduaneras, así como la insuficiente capacitación sobre actualización de ese sector, es complicado poder atacar a esta mafia. Y la evolución constante hacia técnicas más avanzadas para la copia de productos, ha hecho que este fenómeno siga creciendo continuamente y más..

La Organización Mundial de Comercio (OMC) define a la piratería como la reproducción no autorizada de materiales protegidos por derechos de propiedad intelectual (como derecho de autor, marcas de fábrica o de comercio, patentes, indicaciones geográficas, etc.) hecha con fines comerciales, y comercio no autorizado de los materiales reproducidos.

La piratería no solo impacta en las pérdidas económicas que le representan a  un país y a su industria nacional; sino directamente a los consumidores, en su salud, ya que por ahorrarse unos pesos deciden elegir productos de dudable calidad que pueden dañar su salud e incluso provocar la muerte. 

La directora de comercio exterior en SGS México, Yael Gutiérrez menciona que las medicinas y los productos de uso personal han incrementado su falsificación en los últimos años, y agrega:

“Todas las mercancías pueden ser falsificadas, desde los productos de lujo como bolsas, zapatos, cinturones, así como elementos de higiene personal como pasta de dientes, shampoo, jabón, sin dejar a un lado los medicamentos y hasta la sangre humana”.

“¿Qué seguridad tiene el consumidor de que lo que come, usa, viste, calza, son productos que no han sido falsificados?

Las autoridades mexicanas, en la lucha de este problema, realizaron este año el aseguramiento sin precedentes de 45 toneladas de mercancía “pirata” (relojes, ropa y tenis) en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) cuyo valor se estima en MN$200 millones.

En el operativo se detectaron productos ilegales que ostentaban las marcas como Adidas, Bvlgari, Calvin Klein, Casio, Gucci, Hello Kitty, Lacoste, Louis Vuitton, Nike, Pop Sockets, Rolex, Tous y Vans.

Estudios demuestran que en la mayoría de los países con alto consumo de piratería, presentan problemas sociales, culturales y económicos, a la vez que  elevados precios de los productos, y bajos ingresos económicos.

Además, observan poco interés de las autoridades en sensibilizar a la población de que se trata de una actividad delictiva, y falta la aplicación de la ley.

El comprar piratería es “como acceder” a la obra original a bajo costo. Y para

los productores, distribuidores y vendedores de piratería, las ventas por dichos productos, no cubren ningún gasto de la producción de dichos bienes y mucho menos de la propiedad intelectual original.

A pesar de que los esfuerzos que realizan las autoridades aduaneras mexicanas para la protección de la propiedad intelectual, las estrategias de seguridad no están enfocadas en los productos primarios y si en la detención de armas y drogas.

 

Música y cine, lo más pirateable

Este tipo de descuidos han permitido que los mexicanos sean los sextos mayores consumidores a nivel mundial de películas por internet vía ilegal y se prevé que antes de 2022 se ocupe el 5º. lugar.

Asimismo, el hecho de que nuestro país ocupe un lugar tan elevado en el ranking de países con mayor consumo de cine pirata por medio de internet , deja pérdidas por US$1.5 millardos al año.

A pesar de los avances tecnológicos en materia de reproducción de música por streaming, el director general de la Asociación Protectora de los Derechos Intelectuales Fonográficos mencionó que México es una de las cinco naciones que más descarga de la web música pirata.

Por su parte, el Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI) menciona que el 80% de los mexicanos consume piratería, por lo que es de suma importancia que las autoridades aduaneras, así como las que velan por la propiedad intelectual, deben contar con herramientas de análisis de riesgo que les ayude a detectar las mercancías mucho antes de que ingresen al país y estas no solo evadan precios sino se vuelvan un dolor de cabeza su erradicación o consumo.

SGS, empresa mundial especializada en inspección, pruebas, verificación, entrenamiento y certificación, dio a conocer cómo ha desarrollado su servicio integral contra el comercio ilícito llamado FIT (Fight Ilegal Trade).

Los resultados de su aplicación en un país se traducen en una mejora de la recaudación de derechos aduaneros, mayor protección de la economía nacional y del consumidor (en materia de salud y seguridad) y en la instauración de una política eficiente de facilitación del comercio, y asegura Gutiérrez:

FIT ha sido puesto en marcha y con grandes resultados en los puertos marítimos de la Unión Europea. Este servicio implica una serie de actividades, incluido un programa para aumentar la conciencia mundial sobre los peligros asociados con este comercio y conducción, ejercicios extensivos de capacitación operativa para mejorar la capacidad de las administraciones de aduanas para abordar esta lucha de manera más efectiva”.

La directora de Comercio Exterior en SGS México, menciona que los resultados de la implementación del FIT se reflejan en la percepción de los derechos aduaneros, mejor protección a la economía nacional, así como una mayor protección al consumidor (asuntos de salud y seguridad).

Version Digital NEO

NEO edición 243