Geolocalización, chats, videollamadas y gobierno remoto, claves para la vuelta a la “Nueva Normalidad”

Al menos siete países alrededor del mundo y unos 18 estados del país están aplicando nuevas herramientas en la lucha contra el COVID-19 y la reactivación de las actividades.


Geolocalización, chats, videollamadas y gobierno remoto, claves para la vuelta a la “Nueva Normalidad”

Tras el complejo incremento del COVID-19 en México, este país como muchas otras naciones están iniciado un proceso para el regreso a la “Nueva Normalidad” ante la fuerte presión económica.

De manera escalonada y en función del semáforo propuesto por las autoridades gubernamentales, empresas, lugares de ocio y de cultura, así como de educación, esperan su reapertura.

Para esta próxima etapa, las soluciones de innovación tecnológica como la geolocalización, videollamadas y chats, y  la tendencia al “gobierno remoto”, serán clave para garantizar, un regreso a estas actividades cotidianas de la mejor manera.

 “La pandemia nos enfrenta a una 'nueva realidad' en la que la tecnología debe ser un aliado para superar los desafíos; sin duda, la reactivación traerá consigo nuevos escenarios para los gobiernos, en su misión de proporcionar soluciones de seguridad rápidas y mejoras para los ciudadanos que poco a poco regresarán a los espacios públicos, o bien que seguirán trabajando remotamente”, asegura Mark Lopes, V-P Global de Servicios de Localización de Emergencia de Carbyne, líder mundial en tecnología para la gestión inteligente de llamadas de emergencia en tiempo real.

Aquí algunas de las herramientas tecnológicas utilizadas durante esta pandemia:

 Videollamadas

La asistencia por medio de videollamada en el servicio 911, instalado actualmente en 18 estados del país, es una de las tecnologías que están cambiando la manera en que se atiende a la población. En dichos estados se tiene un protocolo especial por COVID-19, el cual desde hace dos meses han atendido cerca de 10 000 videollamadas. Esta vía permite que un especialista médico atienda a una persona y dictamine si es necesario que acuda a un hospital de acuerdo con sus síntomas, y sin necesidad de entrar en contacto con los enfermos.

En adelante, este tipo de herramientas podrán ser utilizadas ante cualquier percance que tenga un ciudadano, tanto en la vía pública como en su hogar.

Gobierno remoto

Debido a que los trabajadores de la administración pública están realizando el confinamiento obligado o bien con horarios especiales, y las personas vulnerables trabajo en casa, la tendencia a mantener el “gobierno remoto”, demanda soluciones de tecnología que permitan a las autoridades comunicarse con la población a distancia (chats en vivo, video, etc.), protegiendo su privacidad y brindando a la vez, ciberseguridad. Para ello, opciones nativas de la Nube pueden garantizar esta comunicación a través de interfaces seguras, sencillas e intuitivas, mismas que hoy en día se están utilizando en siete países y México es pionero en ellas. Estas plataformas son ideales para las oficinas de control de vehículos, impuestos, aduanas, seguridad social, así como para tribunales.

Geolocalización

La geolocalización de personas con síntomas de coronavirus está permitiendo un mayor control de la pandemia, reduciendo el riesgo de exposición, focalizando la atención en puntos críticos y minimizando la probable propagación. Tal es el caso de Saltillo, Coahuila, dónde ésta alternativa incorporada al 911 permitió a las autoridades de salud observar dónde se encontraban los posibles pacientes de COVID-19, así como analizar la densidad poblacional alrededor de éstos, y de esta manera, tomar mejores medidas de aislamiento y emprender acciones como la aplicación de muestras de manera guiada por la ubicación de pacientes potenciales.

Las localizaciones realizadas a través del 911, en los estados donde actualmente se cuenta con este protocolo especial COVID-19 han sido en este periodo de dos meses, un aproximado de 15 000 infectados, México es uno de los primeros usuarios de Servicios de Localización de Emergencias a nivel mundial, con un promedio de 2.5 millones de localizaciones mensuales en los 18 estados que cuentan con esta tecnología de alta innovación, lo cual está marcando ya una tendencia en el país y en toda Latinoamérica.

Hay un camino con desafíos debido a que el virus sigue presente, y encontrar soluciones que permitan a las autoridades mantener la comunicación segura y/o servicios de calidad para la población, es de vital importancia.

Concluye Lopes, que estas opciones, que han sido probadas ya en el país y en otras regiones del mundo,  se ubican como ejemplos a seguir.

 

Version Digital NEO

Ve en linea o Descarga nuestra edición 249

Webinar